Receta de natillas caseras
Preparación: 10 min
Cocinado: 15 min
Listo en: 25 min

Hacer unas natillas caseras es muy fácil y si todavía no sabes cómo se hacen, aquí en esta receta te lo muestro paso a paso. Las natillas son un postre que siempre nos puede apetecer al finalizar una comida o como merienda a mitad de la tarde.

Receta de natillas caseras

Ingredientes para 6 personas

  • 1 litro de leche
  • 5 yemas de huevo
  • 40 gr de maizena
  • 100 gr de azúcar
  • 1 rama de canela
  • Cáscara de limón

Cómo hacer unas natillas caseras

1Lo primero que tenemos que hacer para preparar estas ricas natillas es calentar en un cazo la leche, a excepción de un vaso que reservaremos fría. Añadimos al cazo un trozo de cáscara de limón y la rama de canela.

2Cuando la leche comience a hervir, bajamos a fuego suave y dejamos que hierva 5 minutos. Mientras la leche hierve, agregamos la maizena en el vaso de leche fría que habíamos reservado al principio y removemos bien hasta que se haya disuelto del todo y desaparezcan los grumos.

3Ahora cascamos los huevos y separamos las claras de las yemas, guardando las claras para utilizarlas en otras recetas, ya que en esta solo utilizaremos las yemas. En un bol añadimos las yemas, el azúcar y el vaso de leche con maizena. Batimos enérgicamente utilizando unas varillas.

4Cuando hayan transcurrido los 5 minutos hirviendo la leche, la colamos y la verteremos muy poco a poco en el bol de las yemas sin dejar de remover con las varillas. Continuamos hasta que hayamos vertido toda la leche del cazo y se haya formado una especie de espuma por la superficie.

5Seguidamente volcamos el contenido del bol otra vez al cazo y lo ponemos a calentar con el fuego muy bajo, ya que esta mezcla se puede quemar con mucha facilidad. Por lo tanto, mantenemos el fuego muy suave y no dejamos de remover con las varillas.

6Al cabo de 10 minutos aproximadamente sin dejar de remover lentamente, las natillas habrán espesado y la espuma habrá desaparecido por completo. Es entonces cuando retiramos del fuego, vertimos las natillas distribuidas en vasos individuales y dejamos enfriar en el frigorífico.

7A la hora de servir las natillas caseras, solo nos queda espolvorear un poco de canela por encima de cada vaso a nuestro gusto. O si lo prefieres también puedes poner encima una galleta María. Ahora a disfrutar de una deliciosa natilla que seguro repetirás.

Consejo: Si las natillas las quieres un poco más espesas, solo tienes que añadir mas cantidad de maizena, y si por el contrario te gustan menos espesas, disminuye la cantidad de maizena que añadimos a la leche.

Actualizada el 12 abril, 2018
Compartir