Contramuslos de pollo al horno

337
Preparación: 10 min
Cocinado: 1 hr
Listo en: 1 hr y 10 min

Son muchas las recetas de pollo que he ido publicando a lo largo del tiempo en este canal de cocina, y en este caso quiero compartir una más, pero no una cualquiera, pues se trata de una forma especial para asar pollo en el horno que seguro no te dejará indiferente.

Básicamente se trata de elaborar un adobo muy sencillo con el que pintaremos los contramuslos, los cuales seguidamente asaremos en el horno generando una cierta humedad. Con esto conseguiremos dos cosas muy importantes; el pollo queda lleno de sabor y bien jugoso por dentro, y por fuera la piel queda súper crujiente.

Receta de contramuslos de pollo asados al horno

Ingredientes para preparar contramuslos de pollo asados

Con estas cantidades tendremos para 2-3 personas

  • 3 contramuslos de pollo bien hermosos
  • 2 dientes de ajo
  • 100 ml de vino blanco
  • 50 ml de aceite de oliva virgen extra
  • 1 cucharadita de pimentón dulce de La Vera
  • ½ cucharadita de tomillo
  • ½ cucharadita de romero
  • ½ pastilla de caldo de pollo
  • Sal

Cómo asar unos contramuslos de pollo en el horno

  1. Encendemos nuestro horno y lo ponemos a precalentar a 190º C con calor arriba y abajo.
  2. Pelamos los dientes de ajo y los añadimos al vaso de la batidora junto con el pimentón dulce, la media pastilla de caldo de pollo concentrado, el vino blanco, el aceite de oliva virgen extra, el tomillo, el orégano y media pizca de sal.
  3. Procesamos hasta obtener una mezcla homogénea, o lo que será nuestro adobo para la carne. Esto le va a dar un sabor increíble al pollo.
  4. Colocamos la rejilla del horno sobre la bandeja, pintamos los contramuslos de pollo por todos los lados, con el adobo que hemos preparado y ayudándonos con una brocha de cocina. Los iremos dejando sobre la rejilla, de tal forma que la piel quede hacia abajo.
  5. Vertemos la mitad del adobo que nos sobra en la bandeja y la otra mitad la reservamos para más adelante.
  6. Agregamos también un vaso de agua y otro de vino blanco en la bandeja, esto proporcionará la suficiente humedad en el horno para que el pollo quede muy jugoso por dentro y con la piel bien crujiente.
  7. Metemos el pollo en el horno, colocando la bandeja un punto más abajo de la mitad y encima de ella la rejilla con los contramuslos.
  8. Asamos el pollo durante 30 minutos, sacamos del horno y damos la vuelta a todas la piezas para que se hagan por el otro lado. Pintamos con el adobo que habíamos reservado y volvemos a meter en el horno.
  9. Transcurridos otros 30 minutos aproximadamente, nuestro pollo ya tiene que estar en su punto, por lo tanto, ya podemos emplatar y servir a la mesa acompañado de una buena ensalada o como en este caso con unas patatas deluxe. Buen provecho!!
Contramuslos de pollo adobados al horno.
Pollo al horno paso a paso.

Comentarios y sugerencias

Es importante que no le falte humedad al pollo, por eso en la bandeja siempre tiene que haber algo de líquido. Si observamos que hace falta más, simplemente añadiremos un poco de agua y otro poco de vino blanco, manteniendo siempre la proporción de 50% y 50%.

Si asamos el pollo en el horno de esta forma, no es necesario estar «regando» la carne cada cierto tiempo con el líquido de la bandeja, pues en el horno se genera la suficiente humedad como para dejar las piezas de pollo bien jugosas por dentro y crujientes por fuera.

Los tiempos del horno son para que los tomes como referencia, pues siempre pueden variar ligeramente dependiendo de cada horno y del tamaño de las piezas de pollo. Cuando veamos que la piel ya tiene un color dorado y la carne comience a desprenderse del hueso por la punta del muslo, sabremos que los contramuslos de pollo se encuentran ya en su punto.

Comidas españolas fáciles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

5 × cinco =

Close
© Copyright 2022 Recetinas.com
Close